Category Archives: Grafiti

Grafiti en Chacarita

Grafiti en el paredón del cementerio sobre Newbery.

.

Adiós al trabajo

1- Amigas, amigos, hoy es mi último día: tras ocho años como trabajador lácteo, me retiro.

2- De alguna forma la decisión corona un largo proceso de reflexión que empecé en diciembre de 2015 (ofensiva patronal) en torno a los ·Poemas para no ir a trabajar·

3- El acuerdo para mi desvinculación incluye seguir cobrando el sueldo por un año: sí, un año sabático pago (lo más parecido a una renta básica que me tocó).

4- No voy a tener la presión de ganar el sustento, pero voy a estar disponible para proyectos de pocas horas semanales y bien remunerados. Y voy a dedicar más tiempo a proyectos colaborativos como ÑusléterGRaFiTi escritos en la calle, las fotos flasheras, el Alfabeto político, y algunas ideas nuevas.

5- Quiero agradecer a mis compañerxs y a mis delegados por todos estos años compartidos, con sus luchas, conquistas y celebraciones: desde antes de incorporarme, ya participaba en reuniones sindicales, siempre convencido de que la organización colectiva es el camino para mejorar las condiciones de vida (y de trabajo).

Antes de entrar tenía un reparo: me parecía excesivo trabajar de lunes a sábado y «milité» para que eso cambie. Gracias a ciertas circunstancias, a la capacidad de negociación de nuestros delegados, y a la decisión de la mayoría, dos años más tarde ganamos el descanso de fin de semana: siento que ese fue mi humilde aporte de vagancia para esta comunidad.

6- Esta «fuga del trabajo al hacer» da un poco de vértigo y mucha alegría.

«Retiro voluntario»

 

Si por mí fuera, no vengo más.
Por mí, no vengo más…
Es un chantaje.

Vengo por plata.

Cada día más difícil no faltar, y faltar,
y se acaban las excusas, y todo inverosímil,
y la verdad que igual cumplo,

y la verdad me chupa un huevo.

Lleguemos a un trato: reconozcan
mi tiempo malgastado en su trabajo,
ofrecen la cifra de mi trayectoria
y se ahorran la ingrata presencia,
ese fruncir de cejas y bruxismo,
de empleado díscolo, gremialero,

y el mal ejemplo de mis faltazos.

Yo tengo mil cosas mejores que hacer,
prioridades: descansar, soñar,
regar, buscar víveres, hacer arreglos,
visitar amigos, lugares, escribir,
leer, corregir, ir a reuniones,
imprimir los volantes para la marcha

por el ingreso básico universal…

De Poemas para no ir a trabajar (La Libre, 2019)

¿Dónde está Facundo Castro?

También nos lo preguntamos en GRaFiTi escritos en la calle.

Por Almagro

En Humahuaca 4550, Almagro.

Y en GRaFiTi escritos en la calle, que tantas alegrías nos da.
@escritosenlacalle
escritosenlacalle

Podcast | En foco – Entrevista para La Mar en Coche

#PodcastEnFoco | Ya está disponible la charla a partir del ocio que tuvimos con Diego Skliar para La Mar En Coche en LA TRIBU 88.7 FM.

Hablamos, entre otras cosas, de los Poemas para no ir a trabajar (y otros), de fotografía estenopeica, de los GRaFiTi escritos en la calle y de los collages colectivos (Imago Mundi – Rondas de collage) que organizamos con Alix.

Se puede escuchar, descargar y compartir desde este link:
https://bit.ly/2ICCWo5

Incontrovertibles profecías de Leopoldamus

En la esquina de Montevideo y Lavalle funciona una librería universitaria. Algunas de sus paredes lucen grafitis -texto y símbolos- hechos con marcador negro: citas, ocurrencias, esquemas, escritos prolijamente en imprenta. Cerca hay un colchón y bultos bajo una manta.

Una mañana registré las pintadas con mi teléfono y pregunté a una chica que abría el local si conocía al autor. «Es Leopoldo,» me dijo, «duerme ahí». Le conté mi idea de hacer una nota con las fotos y tal vez entrevistarlo: «Lo vas a encontrar por acá. Decile de la nota. Es muy amable».

Seguir leyendo en el sitio de GRaFiTi:
https://www.escritosenlacalle.com/blog.php?Blog=161

Safari fotográfico de GRaFiTi en Boedo

 

En el marco de la muestra «Las hojas sueltas de un libro escrito en las paredes«, este sábado 18 de noviembre, hacemos un Safari Fotográfico en Boedo. La cita es en Nivangio(Colombres 946, entre San Juan y Carlos Calvo). La actividad es gratuita.

Más información en https://www.escritosenlacalle.com/blog.php?Blog=164

Y acá los videos de las fotos: https://www.escritosenlacalle.com/blog.php?Blog=165 

Las hojas sueltas de un libro escrito en las paredes

Muestra de fotos de grafitis de Escritos en la calle en Nivangio (Colombres 946). Inaugura el miércoles 8 de noviembre a las 19:00 hs. 
Las hojas sueltas de un libro escrito en las paredes propone encontrarnos con los grafitis y a través de ellos.
AGENDA
– Miércoles 8 de noviembre 19:00 hs. Inauguración. Presentación del libro.
– Sábado 18 de noviembre 16:00 hs. Safari fotográfico.
– Jueves 23 de noviembre. Cierre.

Escritos en la calle, el libro

Ya está en la calle el libro Escritos en la calle – Grafitis de Argentina 

En 2002 empezamos con Alejandro Güerri a enviar los Ñusléteres. Una de las secciones era Grafitis: frases que lectoras y lectores veían, transcribían y nos enviaban por mail.
En 2009 se sumaron al equipo Tomy Lucadamo y Leandro Giovinazzi, y creamos GRaFiTi www.escritosenlacalle.com para poder recibir las fotos de las pintadas.
Ocho años después, todo ese trabajo se convirtió en un libro, publicado por La Marca EditoraEscritos en la calle – Grafitis de Argentina reúne fotos de grafitis agrupadas en cinco categorías (Amor, Política, Música, Fútbol y Pensamiento) y textos bilingües.

ISBN: 978-950-889-283-6
PÁGINAS: 128
FORMATO: 15 x 15 cm
ENCUADERNACIÓN: Rústica

El jueves 11 de mayo a las 20hs. lo presentamos en Zona Futuro de la Feria del Libro. Acá hay imágenes de la presentación.

Más información acá.

 

Grafitis en furgones IV

PFA vigilante

Una nueva selección de pintadas en los furgones de la Línea Roca con algunas curiosidades: grafitis pro- y anti-policía, denuncias, ofertas y piropos, personajes retratados, gastadas, y la muerte pasajera.

Dos enigmáticos grafitis a favor de la Policía Federal Argentina. ¿Cómo puede ser? Hipótesis: un par de policías, tal vez de civil, incautaron un aerosol y lo usaron para vivar a su institución, dos veces (estarían cebados). Para contrarrestar, un par de grafitis anti-rati.

Luego, denuncias de fachos, conspiranoicos y anti-guardas; dibujos de viajeros frecuentes, gastadas a los amigos, mensajes personalizados, el furgón humeante de los pibes, y la compañera muerte que viaja sin boleto.

Para ver la nota completa: http://www.escritosenlacalle.com/blog.php?Blog=134

Grafitis en furgones III

Furgón del Roca

Selección de grafitis recopilados en los furgones de la Línea Roca, entre Sarandí y Hudson o Sourigues. Sexo, drogas y rocanrol, política, religión, amores y poesía entre esas cuatro paredes íntimas y públicas, donde nada se queda quieto mucho rato.

Ver nota completa en GRaFiTi escritos en la calle:
http://www.escritosenlacalle.com/blog.php?Blog=121

Ver «Grafitis furgoneros I»: 
http://www.escritosenlacalle.com/blog.php?Blog=110

Ver «Grafitis furgoneros II»: 
http://www.escritosenlacalle.com/blog.php?Blog=116

La novela de Ariel en una plazoleta de Solano

no a la gerra si al amor

Un viernes, a eso de las 10 de la noche, sobre los bancos de cemento de una plazoleta en Donato Álvarez y Av. San Martín (San Francisco Solano), un tal Ariel se colgó a escribir con fibrón la novela de su vida: ideas simples y potentes, sinceramientos y consejos para sí mismo, para cualquiera.

Los kiero mucho jente kerida - Grafiti Ariel
Los kiero / mucho jente / kerida / y se q’ se viene algo / q’ me va a cambiar / la vida es / un b-b-
Bueno jente tengo q’ / poner lo q’ me pasa / me queda poca vida / como dicen los medicos / q’ me queda de 4 meses / a 1 año como mucho / y esto lo se hace rato / x eso quiero q’ lo sepa / la jente q’ conosco

Ver la nota completa en GRaFiTi escritos en la calle:
http://www.escritosenlacalle.com/blog.php?Blog=120

 

Grafitis en furgones II

Los furgones de la Línea Roca abundan en inscripciones: rayados, con fibrón o con aerosol, se aprecian firmas, frases, dibujos, esténciles… de toda calaña y sobre temas muy diversos. Acá va una segunda selección de grafitis recopilados en viajes entre Sarandí y Hudson o Sourigues.

Los furgones son espacios por donde circulan cantidad de personas, pero por momentos conservan cierta intimidad, como de baño público. Por eso, entre otras cosas, en sus paredes proliferan todo tipo de imágenes y palabras.

En el ideario furgonero conviven declaraciones de amor, ofertas sexuales, adhesiones a sustancias, broncas personales y colectivas, pasiones del fútbol, religiosidad popular, cultismos anarquistas, jerga tumbera, firmas con nombres de barrios… Todo presto a réplicas, intervenciones, tachaduras; todo en permanente cambio.

Y es curioso observar, con el correr de las semanas y los meses, que muchas inscripciones permanecen inmutables. Esos dibujos y frases les dan identidad a los furgones, los distinguen, son una suerte de ayuda-memoria, formas de habitar esos cuartuchos promiscuos, de hacerlos un lugar. Huellas de viajeros frecuentes y mensajes para la comunidad.

FA

Ver la nota completa en GRaFiTi escritos en la calle:
http://www.escritosenlacalle.com/blog.php?Blog=116

 

creer o reinventar

creer o reinventar (por Fernando Aíta)

En Mujeres Argentinas 2400, Sarandí, Avellaneda, Buenos Aires.

Más en www.escritosenlacalle.com

 

Grafitis furgoneros

Locomotora en llamas por el Polaco de Conty

Por trabajo, estuve recorriendo en bicicleta el conurbano sur, y tuve la suerte de viajar en los furgones de la Línea Roca: entre Avellaneda y Don Bosco, Bernal, Quilmes, Ezpeleta, Berazategui, Sourigues o Hudson, a la ida, por las mañanas, y a la vuelta, cerca del mediodía. Mientras compartía charlas con compañeros momentáneos y recurrentes, fui recopilando algunos grafitis.

:::
El tren es como una cuadra en movimiento que avanza de barrio en barrio, y el furgón, una esquina constante. Detrás de la locomotora o al final de la formación, es un lugar aparte del tren, un punto de reunión.
Funcionalmente, está pensado para llevar las bicicletas (y carritos para cartonear). Así es en las horas pico, cuando se rebalsa: el que no está en bici no tiene cabida. Pero el resto del día o de la noche, es también como un patio al que se sale a fumar o tomar aire, a escabullirse de los pica-boletos, a encontrarse con gente. Y por momentos tiene algo de zona liberada (o «temporalmente autónoma»).
En las paredes del furgón, escrachadas hasta el techo, con rayaduras, fibrones o aerosol, se graban frases y dibujos con estéticas e ideas tan diversas, consonantes o contradictorias, como los pasajeros y las pasajeras que ahí coincidimos durante equis estaciones.
Furgón del Roca