Furgón flashero en La Dársena

Furgón flashero en La Dársena hasta el 17-7

«Furgón flashero», fotos estenopeicas y escritos de Fernando Aíta.

En La Dársena -Plataforma de pensamiento e interacción artística.
Mario Bravo 298, Almagro, CABA

Inauguración: viernes 19 de junio, 19hs. (ver imágenes).

La muestra se puede visitar hasta el viernes 17 de julio, los martes y viernes de 17 a 20 hs.

AGENDA:

VIERNES 3 DE JULIO, 19:00 HS.:
“Fotografía furgonera” / Charlas y proyecciones, con Matías Barutta (autor de Todos al furgón -Ed. Sudestada)Mariano Dalaison (de Imagen estenopeica, con una serie de fotos del Ferrocarril San Martín) y Fernando Aíta.

 

MARTES 7 DE JULIO, 19 HS.:
“Electrificación y comunidad furgonera” Charla y proyecciones, con Ruben Silvermann (amante de los trenes y estudioso de asuntos ferroviarios).
“Música ferroviaria” / En vivo con Sato Valiente (de Juega El Loco).

 

VIERNES 17 DE JULIO, 19 HS.:
Cierre / Brindis, música y charlas.

 

También pueden conseguir el desplegable que hicimos con Hernán Cardinale (Ediciones mónadanómada/unproblema+).

 

Y acá, una reseña de la muestra (y un video) que hizo la revista Efecto Kuleshovhttp://www.efectokuleshov.com.ar/comunidad-furgonera/

 
“Furgón flashero” forma parte del ciclo “Profundo” de La Darsena Platform, idea y coordinación de Azul Blaseotto y Eduardo Molinari.

COLABORAN:
Edición: Francisca López.
Montaje: Alix de La Barrière y Eduardo Molinari.

GRACIAS:
Alejandro Güerri, Daniel Liñares, Gonzalo Aíta, Rubén Silvermann, Gustavo Lowry, y a la comunidad furgonera.

SOBRE «FURGÓN FLASHERO»
Las fotos y los textos de “Furgón flashero” surgen de ir a trabajar en bici, de ida por las mañanas y de vuelta al mediodía, en los trenes diésel de la línea Roca, en el ramal La Plata/Bosques, llevando una cámara estenopeica hecha con una cajita de fósforos.

El tren es una cuadra que avanza de barrio en barrio; y el furgón, una esquina mutante. Ideado para llevar bicicletas, congrega carteros, afiladores, jardineros, vendedores, cartoneros, entre otros. También es un rincón para fumar o tomar algo, escabullirse de los pica-boletos, encontrarse con gente.

En enero de 2013, empecé a llevar una Cámara Flashera, y sacar fotos de los viajes. La camarita despierta curiosidad, preguntas, charlas inusuales. Y el tiempo se percibe distinto, en el momento de tomar las fotos, porque el rollo se revela días o semanas más tarde, y por el azar de volver a cruzarnos con las imágenes: un futuro potencial.

Cuando llevé las fotos reveladas, y me fui encontrando con las personas de los retratos, apareció una forma de circulación de las imágenes: ando con un toco de copias 7×10 encima, y cuando alguien encuentra una foto donde aparece, se queda con la copia.

Repartí muchos retratos, y me manguearon varias imágenes. También pegué impresiones en blanco y negro, para los que viajan en otros horarios. Y en diciembre de 2013 con unos compañeros del mediodía hicimos un brindis de fin de año en el furgón, y armamos una muestra de las fotos ahí mismo. Una forma de festejar esos viajes cotidianos y flasheros que compartimos.

En ese espacio aparte del tren, en medio de la rutina y la hostilidad del mundo, a través de gestos como ayudar a subir y bajar las bicis, compartir una charla, un faso, un truco, se tejen lazos de empatía, solidaridad, confianza…

Meses después me cambiaron de zona, pasé a viajar en el eléctrico a Ezeiza/Glew, y vi el futuro: en las formaciones nuevas, el espacio para bicicletas está integrado en los vagones. Y la vitalidad de los encuentros decae notablemente. Al ramal La Plata/Bosques lo están electrificando, y los trenes diésel se retiran. Chau, furgón.

Las fotos y los textos de esta muestra celebran a la comunidad furgonera, un mundo que “el progreso” fuerza a transformarse.

F. A., mayo 2015
Más de # 

One Response to Furgón flashero en La Dársena

  1. Pingback: Furgón flashero en La Dársena | Sitio de pruebas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.